Tener sexo en la primera cita resulta una decision plenamente personal.